Se nubló

Los que hablan.
Los que se entusiasman.
Los que se van.
Los que tienen miedo.
Los que se ponen pelotudos (con el tiempo o sin él).
Los que se la juegan.
Los que hacen que se la juegan.
Los destructivos.
Los que entienden.


La vida.
La comida.
La suma.
La resta.
La puerta.
La espera (eterna)
La muerte.
La sombra.
La herencia.
La astucia.


Un techo.
Un acierto.
Un momento.
Un inevitable darse cuenta que,
cuanto menos lo entiendas es cuanto más lo sientas.
Y la vida, y vos de un lado y yo del otro, y así, tan vivientes, tan viviendo,
nos saludamos y nos despedimos, y los cielos pasan, unos tras otros y luego largas noches.


Si sentís frío, vas bien... quiere decir que llegaste.
Si te perdés en el camino, por una amistad, por un amor, por una necesidad, por una familia... quiere decir que no llegaste.


Y así, se nubló, y otra vez la misma historia.