Creador, crea!



El vertiginoso paso del tiempo y un inagotable espíritu de búsqueda me dieron al menos, una verdad; el arte. Es peligroso hablar del arte, por diferentes razones que no expondré, ya que no vienen al caso. Lo importante, lo que te estoy diciendo, es que la palabra misma -arte- lleva consigo un significado intrínseco, que es también peligroso.
Las manifestaciones artísticas, la creación, se encuentran más allá de los recelosos límites de la cultura o la mera inteligencia racional. Son un explosión del alma, son el canto más puro de tu ser, la única forma de acercarse ya desde la ejecución o desde la contemplación, a un grado tan alto de la existencia como nunca imaginaste.
Por eso, cuando se devalúa esta palabra, cuando se la burla o empaña con tanta indulgencia y estupidez, hay lago muy importante que se pierde.
Sé creativo, en lo que sea, por más mínimo que te parezca, y vas a ver como el significado de tu vida, recobra un valor aún mayor.
Modificando las hermosas palabras de Jodorowsky cuando dice "si tienes que elegir entre hacer o no hacer, haz", yo te digo, entre crear o no crear, crea!

Ilustra Bacon.